miércoles, 28 de diciembre de 2016

La isla del tesoro de Robert Louis Stevenson

Reconozco que he leído por primera vez este libro con cerca de cuarenta años de retraso. Lo tuve en mis manos en mi adolescencia pero no di el paso. Lo he recomendado sólo porque me fiaba de la opinión de personas conocidas y lectores respetables. Al fin, lo hice. Me puse a leer esta clásico universal y además lo hice con ganas y notable interés, sobre una magnífica edición de "Austral intrépida", en tapa dura, con un papel de calidad, con esmero excelente, buscando que el joven lector aprecie la belleza del libro, también como objeto. Me parece fenomenal.
.
El escocés Robert Louis Stevenson murió joven a finales del siglo XIX habiendo sido uno de los más conocidos escritores de literatura juvenil del mundo, viajero incansable dejó títulos como "El extraño caso del doctor Jekyll y el señor Hyde" o "La flecha negra", pero la que hoy se presenta, publicada en 1883, es posiblemente la novela juvenil más leída de la historia y una de las que más veces se ha llevado al cine, ¡en seis ocasiones!
.
La isla del tesoro tiene como protagonista a un humilde muchacho, Jim Hawkins, que ayuda a sus padres en una taberna, un pub, en la costa este de Inglaterra y que por una serie de circunstancias se ve envuelto en una aventura que le lleva a cruzar el Atlántico en busca del tesoro de un pirata envuelto en una historia trágica. El intrépido Jim acabará siendo el protagonista poniendo a prueba su temple.
.
Esta novela conjuga el ritmo trepidante con unas circunstancias inesperadas y las virtudes dosificadas con genialidad donde el valor, la generosidad o el perdón configuran una aventura de las que los jóvenes lectores sacarán conclusiones muy propias para su edad. Pero también para la mía. Hay que leerlo, y ahora ya sé porqué.